domingo, 6 de febrero de 2011

“ÉTICA PARA SEGUIR CRECIENDO”
Escribe: Dr. Eudoro Terrones Negrete

El título del artículo corresponde a la obra “Ética para seguir creciendo”, de Enrique de Mulder Duclós y José Mª Ortiz Ibarz (España,2001). Lo elegimos porque encaja bien con la situación actual del Perú, país que está en pleno e imparable crecimiento social y económico gracias al segundo gobierno de Alan García, pero que necesita de mucha ética para seguir creciendo de por vida.
Los autores referidos explican que “los valores éticos propios del crecimiento serán cualidades, referidas a comportamientos, que facilitarán la orientación a crecer continuadamente, y son percibidos como valiosos. Porque lo más específico de los valores éticos es precisamente eso: que son valiosos, y que más que limitar facilitan la actuación”.
Enfatizan, asimismo, que “la nueva economía nos conduce inexorablemente hacia la ética como sistema de creencias y pautas de conducta para la convivencia. La nueva economía nos conduce a afirmar que la ética es hoy una necesidad estratégica de primer orden, y no mera estética”.
En el caso de Perú, la falta de crecimiento en valores éticos es lo que nos interesa y preocupa periodísticamente, para que el circuito del crecimiento sea completo.
EDUCACIÓN ÉTICA PARA SEGUIR CRECIENDO
Estamos convencidos que la ética es el que da sentido a la inteligencia, a la vida humana y mueve a las personas e instituciones para obrar correctamente en aras del bien común.
No cabe duda que todos los peruanos queremos un Perú con futuro, Perú justo, libre y digno, Perú con grandeza material, espiritual y moral. Pero para ello es necesario mucha educación de calidad, mucha educación en valores éticos, desde la inicial hasta la universidad. Educación en valores, en todos los partidos políticos, sindicatos, organizaciones sociales de base, empresas públicas y privadas, poderes del Estado, gobiernos regionales y locales.
Sólo así podríamos asegurar la continuidad y perfección de lo poco o mucho que se ha logrado hasta la fecha en lo social, económico, político, ecológico, turístico, cultural, etc., etc.
Es imperativo concebir al peruano como sujeto de la historia y no como objeto y víctima de ella; como persona humana, con todos sus deberes y derechos, no como un simple individuo “cosificado”, productor de mercancías, recaudador de fortunas para unas cuantas personas y naciones privilegiadas del mundo.
Es imperativo que la ética de los pobres o la ética de los que menos tienen, -que son los más y que más necesitan- , gane la victoria ante la ética de los ricos.
Pero para ganar esta batalla es necesario mayor educación de calidad en principios y valores éticos, para sensibilizar a las personas y formar conciencia moral favorable al cambio social y adaptable al cambio tecnológico.
Para seguir creciendo se requiere persistir en el afán de superación constante; combatir los vicios, defectos y las debilidades de los individuos; redistribuir de manera oportuna, equitativa y justa el presupuesto de la República para atender a los pueblos que más necesitan; asumir voluntad política con sentido social y responsabilidad social; tomar decisiones rápidas en función a la urgencia y la naturaleza de los problemas del país;
Si queremos que el Perú continúe en crecimiento, gobernantes y gobernados debemos trabajar de manera honesta, responsable y transparente por el bien común antes que por el bien individual, aplicar una permanente política de austeridad en el gasto individual y fiscal; erradicar la inmunidad parlamentaria y la impunidad de los delitos cometidos exigiendo que la administración de justicia sea efectiva y veloz; erradicar el clientelaje político-partidario en la provisión de fuentes de trabajo a nivel del partido de gobierno;
Para seguir creciendo se requiere contar con medios de comunicación no monopolizados ni oligopolizados por empresas extranjeras, medios que defiendan el interés nacional y no los intereses de poderosos grupos económicos transnacionales; cumplimiento estricto de las promesas electorales de los partidos políticos, gobiernos regionales y locales y de los congresistas; reconocer el trabajo de los empleados públicos en función a sus propios méritos profesionales y resultados anuales; concertación entre los partidos políticos para ejecutar una reforma estructural del Estado que permita atender el mayor número de necesidades de los sectores sociales con políticas armonizadas de gestión pública, talentos y valores compartidos.
Para seguir creciendo requerimos de mayor capacidad de innovación de las empresas públicas , de mayor competitividad en la prestación de sus servicios y mayor transparencia en los contratos de obras públicas y en la apertura de mercados virtuales, toda vez que la confianza del mercado se funda en la satisfacción presente, en la prestación eficiente de los servicios, en la mejora de los procesos y servicios, en la identificación de necesidades emergentes del mercado y en las expectativas futuras de los consumidores o usuarios.
Para seguir creciendo urge una efectiva política de personal del Estado orientada a la capacitación permanente, la promoción meritocrática, el estímulo y la retención del talento individual y organizativo y la regularización de sus remuneraciones a niveles de dignidad mínima garantizada.
CANDIDATOS PRESIDENCIALES Y EL ANTIDOPING
Escribe: Dr. Eudoro Terrones Negrete

En el mundo muchos más han muerto por la bebida y las drogas que por la religión o por la patria.
El vicio de las drogas no respeta barrios, profesiones, nacionalidades, partidos políticos ni fronteras estatales. Afecta a todos los grupos raciales y étnicos, y causa serios peligros para la seguridad y la tranquilidad públicas, la salubridad, el bienestar y el modo de vivir de las personas.
Por eso es que este tema nos interesa y preocupa, periodísticamente. Está de por medio el bien común, constituido éste por el conjunto de bienes materiales, espirituales y morales, que son el patrimonio de la sociedad.
CANIDATOS, ANTIDOPING E INTERÉS SOCIAL
Consideramos que es de interés social y plausible la propuesta realizada por algún candidato a la presidencia de la República para someterse a la prueba del antidoping.
Las decisiones económicas, sociales y políticas de un buen presidente de la República son humanas y deben ser morales para ser dignas y justas. Y ser moral es observar limpieza en todo, es desarrollar virtudes y no un rosario de vicios y de debilidades humanas.
La voz del pueblo es que los candidatos a la presidencia de la República se sometan al riguroso examen toxicológico, con el fin de demostrar que no consumen droga.
En esta prueba no debe haber “vacas sagradas”, que amparados en su poder económico y en la manipulación de algunos medios recurran al fácil expediente de la ridiculización, o de restar importancia, para evitar el examen, a sabiendas que el consumo de drogas afecta la salud de toda persona y la salud pública.
Quienes se sometan al examen tendrían mayor autoridad moral en el desarrollo de una futura lucha frontal contra el narcotráfico, la corrupción, el terrorismo y los vicios sociales, si desde antes de la elección nacional exhiben ante el país sus resultados negativos.
EL QUE NO LA DEBE, NO LA TEME
Es voz pópuli que la candidata Keiko Fujimori, ya se sometió al riguroso examen de los cinco tipos de droga más conocidos en el país, y presentó resultados negativos.
No debería esperarse ni un minuto más para que pasen por el examen los candidatos presidenciales Luis Castañeda, Pedro Pablo Kuczynski Godard, Ollanta Humala, Rafael Belaúnde, José Ñique de la Puente, , José Manuel Rodríguez Cuadros, Ricardo Noriega, Humberto Pinazo Bella, entre otros.
PPK, ya tomó la decisión. Está a la espera que uno de sus asesores le diga la hora , el laboratorio y el lugar para el examen completo. ¡ El que no la debe, no la teme a la prueba del antidoping!
¿Y qué esperan los demás candidatos? ¿alguna movilización de los Cuatro Suyos en todo el territorio nacional, organizado por los electores independientes? ¡Quién sabe Señor!
La prueba del antidoping es un requisito clave para que el elector tenga confianza en sus candidatos y pueda emitir un voto bien pensado, digno y justo.
DROGAS EN PELO
“Drogas en pelo es la más segura, la más resistente contra las trampas y adulteración. Su realización es fácil y rápida, tomando un mechón de cabello igual al grueso de un lápiz, o bien se puede pedir también una muestra de pelo corporal. Se encuentra aprobado por la FDA, y es una prueba exacta que se realiza en laboratorio. No detectan el uso reciente o poco frecuente, dado que se requiere que transcurran 3-5 días para que el cabello tenga niveles detectables de la droga. Las muestras de cabello se corren primero usando una ELISA (Ensayo inmunoabsorbente enzimático), una metodología confiable para procesar las muestras de drogas. La confirmación de la ELISA para los presuntos positivos se hace contra una Cromatografía de Gases acoplada a Espectrometría de Masas (GC/MS/MS). Las drogas que detecta son: Anfetaminas (incluye metanfetaminas y éxtasis), Opiáceos, Cocaína, Marihuana (THC) y PCP (fenciclidina) Las muestras no negativas son resguardadas por un mínimo de 12 meses (lo mismo que las muestras no negativas de orina) “ (http://www.diagnose.mx/drogasenpelo.html).
MOVILIZACIÓN POR LOS CUATRO SUYOS
En caso de persistir la resistencia de algunos candidatos a someterse a la prueba de antidoping, bien podría sugerirse la realización de una movilización social en todo el Perú, con el slogan: ¡Queremos un Presidente libre de drogas y ejemplo para la juventud!
Las personas que consumen drogas denotan cambios en sus comportamientos: irritabilidad, inmotivados ataques de cólera, repentinos cambios de humor, locuacidad excesiva, modo de hablar veloz e irregular, profundo estado de depresión, distorsión del sentido del tiempo y de algunas percepciones, ideas inconexas y rápidas, entre otros.
Las consecuencias del consumo de drogas son fatales: obnubila la conciencia, induce a la conducta criminal, fomenta alteraciones del orden público, desenfrena los instintos, fomenta apetitos de las bajas concupiscencias y resquebraja los valores sociales y éticos.
PRESIDENTE VIRTUOSO Y NO VICIOSO
A estas alturas de la campaña electoral, sería censurable que algunos candidatos a la presidencia rehúyan al antidoping, argumentando que no es trascendente ni necesario.
Los peruanos requerimos de un presidente de la República con normalidad en todas sus facultades y potencialidades, un presidente virtuoso y no vicioso, que sea capaz de continuar y perfeccionar las obras de un Perú que está en pleno crecimiento social, económico, educativo y cultural.
Un presidente adicto a las drogas, con tendencia a la mentira, la fabulación y frivolidad sería un mal ejemplo para todo el mundo, especialmente para la juventud, en un país como el nuestro cuyo mayor porcentaje de la población y de los electores es joven. Y hay que cuidar a la juventud, como al pétalo de una rosa, por constituir la esperanza de un Perú mejor.
¡Queremos un Presidente libre de drogas y ejemplo para la juventud!




CANDIDATOS PRESIDENCIALES Y EL ANTIDOPING
Escribe: Dr. Eudoro Terrones Negrete


En el mundo muchos más han muerto por la bebida y las drogas que por la religión o por la patria.
El vicio de las drogas no respeta barrios, profesiones, nacionalidades, partidos políticos ni fronteras estatales. Afecta a todos los grupos raciales y étnicos, y causa serios peligros para la seguridad y la tranquilidad públicas, la salubridad, el bienestar y el modo de vivir de las personas.
Por eso es que este tema nos interesa y preocupa, periodísticamente. Está de por medio el bien común, constituido éste por el conjunto de bienes materiales, espirituales y morales, que son el patrimonio de la sociedad.
CANIDATOS, ANTIDOPING E INTERÉS SOCIAL
Consideramos que es de interés social y plausible la propuesta realizada por algún candidato a la presidencia de la República para someterse a la prueba del antidoping.
Las decisiones económicas, sociales y políticas de un buen presidente de la República son humanas y deben ser morales para ser dignas y justas. Y ser moral es observar limpieza en todo, es desarrollar virtudes y no un rosario de vicios y de debilidades humanas.
La voz del pueblo es que los candidatos a la presidencia de la República se sometan al riguroso examen toxicológico, con el fin de demostrar que no consumen droga.
En esta prueba no debe haber “vacas sagradas”, que amparados en su poder económico y en la manipulación de algunos medios recurran al fácil expediente de la ridiculización, o de restar importancia, para evitar el examen, a sabiendas que el consumo de drogas afecta la salud de toda persona y la salud pública.
Quienes se sometan al examen tendrían mayor autoridad moral en el desarrollo de una futura lucha frontal contra el narcotráfico, la corrupción, el terrorismo y los vicios sociales, si desde antes de la elección nacional exhiben ante el país sus resultados negativos.
EL QUE NO LA DEBE, NO LA TEME
Es voz pópuli que la candidata Keiko Fujimori, ya se sometió al riguroso examen de los cinco tipos de droga más conocidos en el país, y presentó resultados negativos.
No debería esperarse ni un minuto más para que pasen por el examen los candidatos presidenciales Luis Castañeda, Pedro Pablo Kuczynski Godard, Ollanta Humala, Rafael Belaúnde, José Ñique de la Puente, , José Manuel Rodríguez Cuadros, Ricardo Noriega, Humberto Pinazo Bella, entre otros.
PPK, ya tomó la decisión. Está a la espera que uno de sus asesores le diga la hora , el laboratorio y el lugar para el examen completo. ¡ El que no la debe, no la teme a la prueba del antidoping!
¿Y qué esperan los demás candidatos? ¿alguna movilización de los Cuatro Suyos en todo el territorio nacional, organizado por los electores independientes? ¡Quién sabe Señor!
La prueba del antidoping es un requisito clave para que el elector tenga confianza en sus candidatos y pueda emitir un voto bien pensado, digno y justo.
DROGAS EN PELO.
“Drogas en pelo es la más segura, la más resistente contra las trampas y adulteración. Su realización es fácil y rápida, tomando un mechón de cabello igual al grueso de un lápiz, o bien se puede pedir también una muestra de pelo corporal. Se encuentra aprobado por la FDA, y es una prueba exacta que se realiza en laboratorio. No detectan el uso reciente o poco frecuente, dado que se requiere que transcurran 3-5 días para que el cabello tenga niveles detectables de la droga. Las muestras de cabello se corren primero usando una ELISA (Ensayo inmunoabsorbente enzimático), una metodología confiable para procesar las muestras de drogas. La confirmación de la ELISA para los presuntos positivos se hace contra una Cromatografía de Gases acoplada a Espectrometría de Masas (GC/MS/MS). Las drogas que detecta son: Anfetaminas (incluye metanfetaminas y éxtasis), Opiáceos, Cocaína, Marihuana (THC) y PCP (fenciclidina) Las muestras no negativas son resguardadas por un mínimo de 12 meses (lo mismo que las muestras no negativas de orina) “ (http://www.diagnose.mx/drogasenpelo.html).
MOVILIZACIÓN POR LOS CUATRO SUYOS
En caso de persistir la resistencia de algunos candidatos a someterse a la prueba de antidoping, bien podría sugerirse la realización de una movilización social en todo el Perú, con el slogan: ¡Queremos un Presidente libre de drogas y ejemplo para la juventud!
Las personas que consumen drogas denotan cambios en sus comportamientos: irritabilidad, inmotivados ataques de cólera, repentinos cambios de humor, locuacidad excesiva, modo de hablar veloz e irregular, profundo estado de depresión, distorsión del sentido del tiempo y de algunas percepciones, ideas inconexas y rápidas, entre otros.
Las consecuencias del consumo de drogas son fatales: obnubila la conciencia, induce a la conducta criminal, fomenta alteraciones del orden público, desenfrena los instintos, fomenta apetitos de las bajas concupiscencias y resquebraja los valores sociales y éticos.
PRESIDENTE VIRTUOSO Y NO VICIOSO
A estas alturas de la campaña electoral, sería censurable que algunos candidatos a la presidencia rehúyan al antidoping, argumentando que no es trascendente ni necesario.
Los peruanos requerimos de un presidente de la República con normalidad en todas sus facultades y potencialidades, un presidente virtuoso y no vicioso, que sea capaz de continuar y perfeccionar las obras de un Perú que está en pleno crecimiento social, económico, educativo y cultural.
Un presidente adicto a las drogas, con tendencia a la mentira, la fabulación y frivolidad sería un mal ejemplo para todo el mundo, especialmente para la juventud, en un país como el nuestro cuyo mayor porcentaje de la población y de los electores es joven. Y hay que cuidar a la juventud, como al pétalo de una rosa, por constituir la esperanza de un Perú mejor.
¡Queremos un Presidente libre de drogas y ejemplo para la juventud!