jueves, 9 de abril de 2015

FINALIDAD DE LA FILOSOFÍA


FINALIDAD DE LA FILOSOFÍA

Escribe: Eudoro Terrones Negrete

En la concepción socrática, el fin de la Filosofía es la educación del individuo, del alma, sobre el fundamento racional de la verdad, en diálogo (preguntas y respuestas breves y lógicas) permanente entre el maestro y sus discípulos por descubrir la esencia del hombre en su relación con la naturaleza y su destino.

La Filosofía tiene por finalidad estudiar la totalidad del Universo, descubrir y abordar los problemas de la Filosofía[1], de manera reflexiva, crítica, personal y prescindiendo de supuestos; buscar la verdad a través de la razón o logos; cuestionar los sistemas de pensamiento imperantes en la sociedad global para generar nuevos conocimientos que coadyuven a la solución de los enigmas que rodean al hombre y los problemas de la humanidad.

San Agustín logró insertar la filosofía griega en el pensar cristiano. En otras palabras diríamos que “teologizó” la filosofía griega e identificó la filosofía con la religión., con el culto de Dios. Decía que la Filosofía es amor a la sabiduría, pero la sabiduría es Dios, es amor de Dios, es culto de Dios; en consecuencia, el verdadero filósofo es el cristiano auténtico que trata de conocer el alma y a Dios.

Para San Agustín el fin de la verdadera y auténtica filosofía no es otro que “enseñar el principio sin principio de todas las cosas y la grandeza de la sabiduría que en él resplandece, y los bienes que sin detrimento suyo se han derivado de allí para nuestra salvación. Ella nos instruye en nuestros sagrados misterios, cuya fe sincera e inquebrantable salva a las naciones, dándoles a conocer a un Dios único, omnipotente y tres veces poderoso: Padre, Hijo y Espíritu Santo, sin confundir las tres Personas, como hacen algunos, ni ofenderlas, como otros. Esta filosofía enseña cuán gran cosa es que Dios haya querido asumir nuestro cuerpo para redimirnos, pues cuando más se ha abatido por nosotros, tanto más brilla su divina clemencia, alejándose de la soberbia de los sabios, según este mundo”.

La Filosofía tiene por finalidad penetrar hondamente en los asuntos que conciernen a la existencia humana, al Hombre, a Dios, al Universo y al Ser; conocer el porqué y el para qué de las cosas, el origen y el destino del hombre; reflexionar radicalmente sobre los fundamentos del conocer y del hacer; estudiar, investigar y explicar el origen, los fundamentos y el desarrollo histórico de las escuelas, sistemas y teorías filosóficas.

La filosofía, finalmente tiene por finalidad orientar a los hombres al conocimiento de la verdad, de sí mismos y de los demás; desentrañar los misterios del Universo; coadyuvar en la solución de los problemas del hombre y de las sociedades e influir en el destino de la humanidad.



[1] Son problemas de la Filosofía: el problema metafísico, o problema del ser; el problema gnoseológico, o problema del conocimiento; el problema axiológico, o problema de los valores y especialmente los valores éticos; el problema antropológico, o problema de la esencia y existencia del hombre; el problema ecológico, o problema de relación e interacción del hombre con su hábitat.